Mitología Coreana

Corea es un lugar donde la magia parece mezclarse con la cultura. El chamanismo apareció en muchos de los mitos de la creación en Corea y aunque más tarde fue eliminado cuando el confucianismo se convirtió en la religión principal, los mitos y las criaturas permanecieron.

Aunque no sean tan famosas los mitos y leyendas de Corea del Sur, sí que existen, por eso, en esta entrada vamos a hablar aquí, de algunas de las criaturas legendarias más famosas de Corea.

Dragones Coreanos (미르)

Si hablamos de la cultura asiática y de sus criaturas fantasticas, siempre nos vendrá a la cabeza un dragón y en Corea, también hay.

dragon coreano

Los dragones coreanos están influenciados y son similares en apariencia a los dragones chinos. Son seres benevolentes relacionados con el agua y la agricultura y a menudo toman el papel de la causa de la lluvia para enriquecer los cultivos. Es por eso que en Corea se dice que la residencia de los dragones se encuentra en lugares como los océanos o los mares. El dragón coreano difiere del aspecto chino en que tiene una larga barba y se muestra con un orbe conocido como Yeouiju.

Solo los dragones de cuatro dedos o más podían manejar este orbe que se decía que tenía habilidades para «crear».

El origen de estos dragones se dice que están en los Imoogi o Imugi, que son unas serpientes de agua que viven en los océanos y  que si por casualidad encuentran un orbe de Youiju, se convertirán en dichos dragones poderosos.

Goblin coreanos o Dakkaebi (도깨비)

Probablemente la criatura mitológica coreana más conocida en este momento debido a la siempre popular serie Guardian: The Lonely and Great God (El guardián: El dios solitario y grande) protagonizada por Gong Yoo como esta criatura, el Dokkaebi. En esta historia, el Dokkaebi es un dios inmortal que está buscando una novia para terminar con su miseria. Pero los Dokkaebi del folklore coreano no eran para nada así.

Se forman a partir de un objeto inanimado manchado con sangre humana ya que pueden poseerlo gracias a esa sangre. Su apariencia física parecen a la de los humanos aunque con apariencia de demonios.

goblin coreanos

Su objetivo no es más que hacer travesuras y bromas, así como preguntar adivinanzas o querer jugar con personas para hacer algún tipo de reto, por lo que son inofensivos y no malignos.

Una de las historias más famosas de estas criaturas es la del anciano y el Dokkaebi:

Un anciano que vivía solo en una montaña cuando un dokkaebi visitó su casa. Con sorpresa, el anciano le dio una bebida alcohólica y se hicieron amigos. El dokkaebi visitó al anciano a menudo y tuvieron largas conversaciones, pero un día, el hombre caminó en el bosque cerca del río, y descubrió que su reflejo se parecía al dokkaebi. Asustado, se dio cuenta de que poco a poco fue convirtiéndose en la criatura. El hombre hizo un plan para evitar convertirse e invitó a la criatura a su casa. Él le preguntó,

«¿Qué es a lo que más le temes?»

y el dokkaebi respondió,

«le temo a la sangre. ¿De qué tienes miedo tú?»

El hombre pretendía estar asustado y dijo:

«le tengo miedo al dinero. Es por eso que vivo en las montañas solo.»

Al siguiente día, el anciano mató una vaca y derramó su sangre por toda la casa. El dokkaebi, asombrado y molesto, huyó y dijo,

«regresaré con tu mayor miedo!»

 Un día después, volvió con bolsas de dinero y se las arrojó al anciano. Nunca regresó y el anciano se convirtió en la persona más rica de la ciudad.

Gwisin (귀신)

Los fantasmas coreanos o gwishin (귀신) son almas de personas fallecidas que fueron incapaces de llegar “al más allá” y aquellos que están llenos de un dolor profundo o de resentimiento ( a veces víctimas de circunstancias injustas) que no pueden dejar este mundo hasta que sus almas reciban el descanso que se merecen.

El gwishin más famoso suele ser el del fantasma femenino virgen  también llamado como cheonyeo gwishin (처녀귀신). Estas son las almas de las mujeres de Corea que en su vida se han dedicado a nada más que servir a los hombres como si de una mera sirvienta se tratara, sin completar otros aspectos de la vida de una mujer como es el casarse y tener hijos. Al morir habiendo tenido una vida tan vacía, es imposible que su alma esté tranquila y satisfecha para ir al mas allá, por lo que se queda en el mundo de los mortales, tratando de encontrar aquello que en vida no obtuvo.

Suelen tener una vestimenta de color blanco, que es la ropa tradicional de luto, el sobok (소복). También su pelo está suelto porque en vida ha estado y fue soltera, por lo que no tienen “derecho” de recogérselo.

Mostrar Imagen

Fantasma coreana saliendo de la bañera

[plegar]

Tanto impacto tiene esta figura en la cultura de seres mitológicos de Corea que suele ser la principal temática de las películas de terror coreanas que se hacen.

Existe una versión masculina de dicho fantasma, que se llama fantasma soltero chonggak gwishin (총각귀신), aunque su fama es mucho menor comparada con el fantasma del género femenino.

Mostrar Imagen No muy agradable

muerto coreano bajando por las escaleras

[plegar]

Como solucionar este problema de las almas  de ambos géneros que se quedan atrapados en nuestro mundo? Pues hay un método en los que dos almas solteras (de un chico y una chica) se casan a través de un proceso llamado “boda de almas” (영혼결혼식) para que finalmente puedan descansar en paz juntos.

Otra variante de estos fantasmas suelen ser los fantasmas de agua o los Mul gwishin (물귀신). Estos son almas que se han quedado atrapados en nuestro mundo por ser almas solitarias de aquellos que murieron ahogados. Es por eso que en verano suelen ocurrir muchos accidentes de ahogamiento en las playas, los ríos… y muchas veces suelen ser estos fantasmas que buscan compañía en las profundidades ya que no les gusta estar solos en el agua fría, agarrando a cualquier persona que nade cerca de ellos y arrastrándolos hacia el fondo, ahogándolo y convirtiéndolo así en otro fantasma de agua.

Mostrar Imagen

gif de fantasma coreana agarrando a una persona del pie en el fondo del agua

[plegar]

Haetae or Haechi

A esta criatura seguro que te la encuentras por casualidad si  visitas Seúl ya que es conocida como el guardián de la propia ciudad.
Aunque se parezca a la figura de un león, es un perro con cabeza de león que tiene un cascabel y alas, recubierto de escamas y que su dieta se basa en comer fuego. Por eso se le considera que protege de los fuegos y representa la justicia y seguridad.
Estas esculturas tienen su origen en la dinastía Joseon ya que se utilizaban como figuras arquitectonicas (al estilo de las gárgolas) para proteger los monumentos y construcciones de los desastres naturales.
 heacehi-original-coreano
El Gobierno Coreano quiso darle una visibilidad mayor a esta criatura, simbolizando todo lo dicho anteriormente y para que tuviera más reconocimeitno entre los turistas y se hicieron réplicas de Haechis modernos por toda la ciudad de Seúl.
heacehi-moderno-coreano
 

 

Gumiho (구미호)

El Gumilho es una criatura que tiene aspecto de zorro de nueve colas. Esta criatura también aparece en el folclore Japonés (recordaréis la serie Naruto con el Kyubi) o Chino, pudiendo ser estas criaturas malignas o buenas.

kyubi de naruto zorro de nueve colas

 

En cambio en las historias Coreanas, estos seres suelen ser criaturas malignas con una sed de sangre bastante grande y comiendo en muchas ocasiones carne humana, especialmente corazones e hígados que le es necesario para sobrevivir.

Esta criatura-zorro en el folclore Coreano aparecer la mayoría de las veces bajo la apariencia de una mujer.

chica coreana con nueve colas de zorro blanco  gumiho de chcia coreana con 8 colas de zorro blanco

Es por eso que se dice que los Gumiho coreano no pueden esconder totalmente su parte fantástica detrás de la apariencia de la mujer, es decir siempre va a haber algo en dicha mujer que le delate que es un Gumiho (una cara de zorro, un par de orejas o las nueve colas que le sobresalen), por lo que habrá que estar muy atentos para identificar a alguno!

Según la leyenda, un zorro que vive mil años se convierte en un Gumiho.Por otro lado, algunos cuentos dicen que si un Gumiho frena sus ansias por matar ni comer carne humana durante mil días, puede convertirse en humano para siempre.

Aparte del sentido fantástico, el zorro en Corea tiene una segunda implicación cultural: el de la astucia sexual. La palabra “zorro” (porque en Coreano no hay género, no pueden utilizar la palabra «zorra») o como se pronuncia “Yeo-woo” [여우], es en realidad una especie de calificativo hacia las mujeres de la misma manera que nosotros utilizamos la palabra «zorra» para referirnos a las chicas como arpías, brujas… o una astuta come-hombres.

En Corea la palabra “Yeo-woo” es específica del género femenino (solo a las mujeres se las llama así), y se aplica su uso también para referirse a aquellas mujeres que usan algún tipo de encanto de una manera abierta para abordar a sus conquistas, o que son abiertamente sexualizadas. (Por eso la maldad y el femenino van relacionadas en la cultura coreana con la criatura de Gumiho, que tiene forma de zorro).

 

Deja un comentario